viernes, 28 de enero de 2011

En el lecho de muerte

El marido, moribundo, a su mujer:

- Quiero que cumplas mi última voluntad. En cuanto te quites el luto debes casarte con Miguel.

- ¡Pero si es tu mayor enemigo!

- Ya, por eso.

No hay comentarios: